El canto de la tierra, el grito de las palabras

Sábado a la noche, la historia cantada, la tierra que se expresa a través de las palabras, los pueblos originarios, la fiesta de la resistencia, el folklore que circundó muchos años la Próspero Molina, tuvo su gran noche.

Una vez que el grito nos reencontró, y nos invitó a ser parte de anteúltima noche del Festival Mayor de América, los fuegos artificiales iluminaron el cielo, alejando las nubes que amenazaban.

Nuevamente el Ballet Folclórico Nacional, realizó la apertura, interpretando el Himno a Cosquín, luego de la arenga del Maestro de Ceremonias Claudio Juárez, que, durante todas las noches, estuvo conduciendo el Festival, en compañía de los coscoínos Nathalie Allende y Pablo Bauhoffer. Cada uno de los artistas, fueron presentados con voces de Cosquin, un dedo pulgar en alto, para felicitarlos por la labor.

Argentina no se U.S.A

El valor de nuestra tierra, las costumbres, las tradiciones, los ancestros. Nuestros pueblos originarios, nuestras celebraciones populares, el color de nuestra tierra. Bruno Arias, en la apertura de la octava noche, conjugó todos estos aspectos, en un show de más de media hora de duración.

Si bien en la grilla se anunciaba el espectáculo de un solo artista, el escenario estuvo colmado de invitados, a los cuales Bruno, les dió la oportunidad de actuar en el Escenario Mayor. Artistas plásticos pintando en vivo, oriundos de Trelew y Cosquin, los músicos con sus instrumentos de viento, Pachi Herrera, y los del Hauico, ganadores de Precosquin en los años ´70. También bailarines del Ballet Nehuen, los hijos de Juan Saavedra y Peque Coria. Todos reunidos, para recrear el carnaval de Tilcara en Cosquín.

“Huancar”, “Florcita”, “Pachamama”, “Singani Congani”, “Ave de Luz”, fueron algunos de los éxitos, que el jujeño interpreto, en compañía de sus invitados. Pero el momento máximo de la noche, fue cuando interpreto “Sol de Los Andes”, el bis que el público pidió de pie, con la máxima ovación. La aparición de los muñecos del carnaval de Lincoln en el escenario, fue otra de las postales de este Festival, junto con los bailarines y las imágenes de Jujuy que aparecían en las pantallas gigantes. Bruno se despidió, dejando un mensaje de resistencia, titulado “Argentina no se USA”, porque siempre hay algo para decir.

El canto de la mujer

Vivi Pozzebon, una de las referentes femeninas de la percusión en el país, tuvo su noche en el Atahualpa Yupanqui. Fiel a su estilo de conjunción de música latinoamericana, genero el aplauso del público al interpretar “Santos”, “La Masa”, “Frutos del Sol”, entre otros. Generó mucha emoción ver estas propuestas de música popular, en horario central, para el país y el mundo.

Los nuevos valores, en su última noche de presentación

Camino a la revelación, en la noche del sábado, se presentaron los ganadores de Precosquin en los rubros Conjunto de Malambo: Díaz – Molina – Pérez – Quiroga, de sede Casilda (Santa Fe); Pareja de Baile Estilizada: Moar – Verges, de sede Lomas de Zamora (Buenos Aires) y la Solista Instrumental: Sofía Magasini, de sede Banda del Rio Salí (Tucumán). Además de brillar en el escenario, recibieron el aplauso del público, que además de conocerlos, tiene la oportunidad de darles la revelación 2016.

La palabra de la tierra, el regreso de los pájaros a la Plaza

Sin dudas uno de los espectáculos más esperados de esta edición, fue “Palabración de la tierra”, en las voces de cuatro cantores cordobeses, que poseen una amplia trayectoria en los escenarios del país. Paola Bernal, Juan Iñaki, José Luis Aguirre y Mery Murua, volvieron al Atahualpa Yupanqui, esta vez, con la oportunidad de presentar la propuesta en tiempo completo.

El cuarteto de voces, traspasa las sensaciones, transmite el mensaje de cada una de las canciones, seleccionadas en el repertorio: “Amor ausente”, “Córdoba Morena”, “La vuelta larga”, entro otros. Aunque sin lugar a dudas, la canción más representativa de la noche, fue “Los Pájaros de Mattalia”, el regreso de los grandes exponentes del folklore alternativo, al Escenario Mayor de América.

También la noche fue especial y marco el regreso del chaqueño Coqui Ortiz, el riojano Ramiro González y el cantor del sur del país, Rubén Patagonia.

Postales de Provincia

La octava luna fue la noche puntana. La provincia de San Luis, presentó su delegación, compuesta por músicos, recitadores y bailarines. Todo el país y el mundo, conoció a los artistas de la provincia que limita con Córdoba, y que dijo presente en el Festival.

La gran Peña de los Copla en Plaza Prospero Molina

Hace 30 años atrás, comenzaba la historia del Dúo Coplanacu, quienes llevaron la música popular argentina por el país y el mundo. Roberto Cantos y Julio Paz, celebraron en Cosquin las tres décadas de carrera, con una representación, de la legendaria Peña de Los Coplas, que tomaba color cada enero en la ciudad de Cosquin.

Los invitados de la noche fueron: El “Negro” Valdivia, Hermanos Herrera, Franco Luciani y Mariana Carrizo. Además, en el Escenario gente del público, que no eran bailarines profesionales, bailaron al ritmo de las zambas y chacareras emblemas del Dúo.

La postal de la noche, fueron los espacios de toda la Plaza Prospero Molina, ocupados por bailarines. El Escenario Mayor, el Patio del Festival y los pasillos que quedan entre las butacas.

Miles de personas estuvieron invitadas al gran festejo, en el mítico escenario de la música argentina, demostrando una vez más, la trascendencia generacional.

Del palo del rock, Arbolito volvió al Escenario Mayor

El público fiel, que se quedó hasta la madrugada, esperando a Arbolito. Consagrados en el 2011, y con una fusión de ritmos que los caracteriza, la banda formada hace 18 años atrás, dejó su impronta, en un Festival que los recibió con los brazos abiertos.

Algunas de las canciones que sonaron fueron: “Europa”, “Sariri”, “Este abrazo”, “De igual a igual”, entre otras. Con una impronta folclórica, pero del palo del rock, se cumple la premisa que “El rock ya es parte del folklore”

Llega la luna del adiós, la última de la 56° edición del Festival Nacional de Folklore, recibimos en la noche del domingo a los clásicos, las raíces: Opus Cuatro, Carlos Pino, Los 4 De Salta, Vitillo Abalos, Los 4 De Córdoba, Los Manseros Santiagueños, Las Voces De Oran, Por Siempre Tucu, y muchos mas

Foto Dani
Por Fernanda Rodriguez

Nos acompañan estas Instituciones

Estas empresas hacen posible la realización del Festival